A la hora de saber qué gastos son deducibles y qué gastos no lo son, es importante que tengas claro que para que sean considerados gastos deducibles deben cumplir los tres requisitos básicos e indispensables que te explicamos a continuación.

1. Vinculación entre tus gastos y actividad profesional

Lo primero que tienes que tener en cuenta es que los gastos que quieras deducirte deben ir relacionados con tu actividad profesional y deben ser necesarios para realizarla. Por ejemplo, si eres transportista, el 100% de tu transporte es deducible. Los Colegios de profesionales en los cuales es obligatorio estar registrado para poder ejercer tu profesión, también son gastos deducibles.

Hacienda no verá con buenos ojos esas cenas en sábado o las comidas familiares en fin de semana.

2. Justifica los gastos de tu actividad

De forma general, para poder deducirte un gasto debes tener la factura.  En casos específicos, aquellos tickets de gastos que estén directamente relacionados con tu actividad empresarial o profesional también servirán como justificante para deducirte el gasto. Te aconsejamos que tengas especial cuidado con los tickets que te deduces ya que son gastos que Hacienda mirará con lupa.

En resumen, ¡recuerda enviar a tu gestoría las facturas y tickets de tus gastos para que puedan ser deducidos!

Es muy importante guardar las facturas durante un periodo de tiempo determinado. Además, debes guardar los originales porque las copias escaneadas o las fotocopias no sirven. Sí que puedes guardarte las facturas en formato papel o electrónico siempre que puedas garantizar la autenticidad de su origen, la integridad del contenido y su legibilidad.

No olvides que, el hecho de no guardarlas, además de no poder deducirte los gastos, puede exponerte a sanciones.

3. Coherencia entre beneficios y costes

Por último, Hacienda necesita cierta coherencia entre tus facturas para que puedas deducirte los gastos. Esto quiere decir que tus beneficios y tus gastos deben estar relacionados y correctamente registrados en tu contabilidad. Además, deben poder justificarse fehacientemente mediante medios telemáticos.

Asesoría para empresas desde 150€

Empresas Tú eliges como trabajar. Pagas sólo por lo que necesitas.
Descubre nuestros planes de asesoría y gestoría online para empresas.

Más información

Asesoría para autónomos desde 39€

Autónomos Tú eliges como trabajar. Pagas sólo por lo que necesitas.
Descubre nuestros planes de asesoría y gestoría online para autónomos.

Más información

Escrito por Acompany

El equipo de asesores y abogados de Acompany redacta estos artículos :-)