El pasado 27 de marzo se publicó el Real Decreto-ley 9/2020, por el que se adoptan medidas complementarias, en el ámbito laboral, para paliar los efectos derivados del COVID-19. Estas medidas entran en vigor a fecha de publicación, es decir, a 28 de marzo de 2020.

En aras del estancamiento que está registrando el mercado laboral, unido al importante volumen de ERTE’s por fuerza mayor presentados, desde la declaración del estado de alarma, se ha procedido a arbitrar nuevas medidas e instrumentos que contribuyan a paliar los efectos de esta crisis sanitaria sobre las personas trabajadoras de nuestro país, con el objetivo de garantizar que los efectos de la crisis sanitaria no impidan el restablecimiento de la actividad empresarial y la salvaguarda del empleo. Entre las medidas laborales aprobadas destacan las siguientes:

Protección del empleo

La fuerza mayor y las causas económicas, técnicas, organizativas y de producción en las que se amparan las medidas de suspensión de contratos y reducción de jornada previstas en los artículos 22 y 23 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, no se podrán entender como justificativas de la extinción del contrato de trabajo ni del despido. Es decir, se prohíben los despidos basados en fuerza mayor derivados del COVID-19.

Duración de los ERTE’s

Se limita la duración de los ERTE’s por fuerza mayor. La duración de los expedientes de regulación de empleo, autorizados expresamente o por silencio administrativo por causa del COVID-19, tendrán una duración máxima que se corresponderá con el estado de alarma y sus posibles prórrogas.

Prestaciones por desempleo derivadas de un ERTE

En cuanto a las prestaciones por desempleo derivadas del ERTE por RDL 8/2020, la fecha de efectos de la situación legal de desempleo en los supuestos de fuerza mayor será la fecha del hecho causante de la misma. La causa y fecha de efectos de la situación legal de desempleo deberán figurar, en todo caso, en el certificado de empresa, que se considerará documento válido para su acreditación.

Paralelamente se agiliza la tramitación y el abono de prestaciones por desempleo. El procedimiento de reconocimiento de la prestación contributiva por desempleo, para todas las personas afectadas por procedimientos de ERTE derivadas de la crisis sanitaria, se iniciará mediante una solicitud colectiva presentada por la empresa en el plazo de 5 días desde la solicitud del expediente o desde el 28 de marzo de 2020, ante la entidad gestora de las prestaciones por desempleo, actuando en representación de aquellas mediante formulario desarrollado por el Servicio Público de Empleo que detalla los datos a cumplimentar.

A los efectos de acreditar la representación de las personas trabajadoras, se deberá contar con una declaración responsable que justifique la autorización de los empleados para su presentación.

Contratos temporales

Interrupción del cómputo de la duración máxima de los contratos temporales. La suspensión de los contratos temporales, incluidos los formativos, de relevo e interinidad (empleados con contrato temporal incluidos en un ERTE), supondrá la interrupción del cómputo, tanto de la duración de estos contratos, como de los periodos de referencia equivalentes al periodo suspendido, en cada una de estas modalidades contractuales.

Sanciones y reintegros de prestaciones

Se establece un régimen sancionador y reintegro de prestaciones indebidas.

Las solicitudes presentadas por la empresa que contuviera falsedades o incorrecciones en los datos facilitados darán lugar a las sanciones correspondientes. Será sancionable igualmente, conforme a lo previsto en dicha norma, la conducta de la empresa consistente en solicitar medidas, en relación al empleo que no resultan necesarias o no tuvieran conexión suficiente con la causa que las origina, siempre que den lugar a la generación o percepción de prestaciones indebidas.

En caso que la administración determine que no se debía tener acceso a la medida, la empresa deberá ingresar a la entidad gestora las cantidades percibidas por la persona trabajadora, reduciéndolas de los salarios dejados de percibir que hubieran correspondido, con el límite de la suma de tales salarios.

Además, se establece una colaboración entre la entidad gestora de las prestaciones por desempleo y la Inspección de Trabajo y Seguridad Social.

En los supuestos en los que la entidad gestora aprecie indicios de fraude para la obtención de las prestaciones por desempleo, lo comunicará a la Inspección de Trabajo y Seguridad Social a los efectos oportunos.

La Inspección de Trabajo y Seguridad Social, en colaboración con la Agencia Estatal de Administración Tributaria y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, incluirá, entre sus planes de actuación, la comprobación de la existencia de las causas alegadas en las solicitudes y comunicaciones de expedientes temporales de regulación de empleo basados en las causas de los artículos 22 y 23 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo.

Sociedades cooperativas

Se aprueba una medida extraordinaria aplicable a las sociedades cooperativas para la adopción de acuerdos en los procedimientos de suspensión total y/o parcial. Cuando por falta de medios adecuados o suficientes la Asamblea General de las sociedades cooperativas no pueda ser convocada para su celebración a través de medios virtuales, el Consejo Rector asumirá la competencia para aprobar la suspensión total o parcial de la prestación de trabajo de sus socias y socios y emitirá la correspondiente certificación para su tramitación.

Centros sanitarios y de atención a personas mayores

Se mantiene la actividad de centros sanitarios y centros de atención a personas mayores. Se entenderán como servicios esenciales, cualquiera que sea la titularidad, pública o privada o el régimen de gestión, los centros, servicios y establecimientos sanitarios, que determine el Ministerio de Sanidad, así como los centros sociales de mayores, personas dependientes o personas con discapacidad, lo que supone el deber de mantener su actividad, pudiendo únicamente proceder a reducir o suspender la misma parcialmente en los términos en que así lo permitan las autoridades competentes.

Escrito por Aida